Ponferradina 1 | 0 Zamora

Fuente: la-cronica.net  —  J. Santiago / Ponferrada

La Ponferradina empieza la liga con victoria en un partido complicado pese a su superioridad

La Ponferradina recibió ayer una buena lección de lo que es la Segunda B. Por si hacía falta refrescar la memoria, se encontró con uno de esos partidos áridos y traicioneros que son habituales en la categoría. La Deportiva mostró sus argumentos, lució buenos detalles y ganó, pero también comprobó que las cosas se pueden complicar y que un rival limitado puede dar un susto a cualquiera.La nueva Ponferradina tiene un mecanismo interesante, pero falta lubricar las piezas. El equipo tiene claro lo que quiere hacer y lo consigue con frecuencia, pero todavía se ven los trompicones y las imprecisiones propias del momento. Lo de ayer era sólo la presentación y todavía habrá que asentarse en la temporada y en la categoría para alcanzar el mejor tono.

Como había adelantado durante la pretemporada, la Deportiva reiteró que una de sus mejores virtudes está en el juego sin balón. En el momento en que le toca defender, intenta morder y no conceder respiros al rival. Y eso es muy útil, sobre todo cuando enfrente están equipos como este Zamora, que por el momento está escaso de argumentos y de lucidez.

La presión y la calidad de los blanquiazules bastan para que se aseguren el dominio del juego, pero no siempre para que este sea brillante. Ayer hubo chispazos interesantes, tramos buenos, pero no lo suficiente para evitar que el partido fuese espeso y hasta desapacible como el tiempo por momentos.

La Ponferradina descorchó el debut con una jugada explosiva. El Zamora sacó de centro y un instante después ya había perdido el balón. Los blanquiazules combinaron con él y Yuri trazó el pase final para dejar a Domenech solo ante el portero. Su disparo se fue desviado, pero la jugada fue una estupenda declaración de intenciones.

A partir de ahí el juego no fue tan veloz y tan peligroso como esa presentación inicial, pero sí aseado y relativamente cómodo para los de casa. Faltó claridad en el ataque, pero sí hubo ocasión para lucir la buena presencia en defensa. En la primera media hora, la Deportiva robó muchos balones y dejó inédito al desconcertado Zamora.

El primer gol de la temporada hizo feliz a Claudio. El técnico lo celebró corriendo por la banda a lo Fernando Vázquez, quizá porque llegó en una jugada con aromas de pizarra. Domenech sorprendió sacando un córner hacia la frontal del área y allí apareció Carlos Ruiz para conectar un disparo tremendo que acabó en la red.

Tras el gol, el partido se espesó. El equipo empezó a dar muestras de conformidad antes del descanso y el Zamora captó el mensaje. Y, así, llegó una segunda parte en la que las cosas empezaron a ponerse feas. La Ponferradina se encontró incómoda y el rival empezó a confiar en que la exigua diferencia en el marcador le dejase margen para una alegría.
Los locales no supieron rematar con tiempo para vivir tranquilos. Y, así, el rumor del susto empezó a sobrevolar El Toralín. Con más voluntad que argumentos, el Zamora empezó a venirse arriba. Y pasó de las amenazas a los hechos. Sólo la fortuna impidió que los rojiblancos empatasen en un disparo de Jairo. La pelota voló con cruel lentitud y acabó por estrellarse en el palo cuando Orlando ya no tenía nada que hacer.
Esa jugada dejó claro que había un riesgo cierto de tropiezo. La Ponferradina se puso a evitarlo con buena voluntad, pero transmitiendo la sensación de sentirse incómoda. Siguió dominando el partido y merodeando por el área contraria, pero sin exponer buenas ideas.
Las jugadas polémicas le ayudaron a disimular el mal trago. El público y el equipo reclamaron intensamente la expulsión de un defensa por una falta a Máyor, pero la buena jugada del delantero aún no había alcanzado el estatus de ocasión manifiesta de gol. Aún así, el árbitro puso de su parte para desquiciar a los locales con decisiones inofensivas, pero muy discutibles.
Las limitaciones del Zamora y la dignidad de la Ponferradina impidieron disgustos mayores. En cualquier caso, el primer partido de liga sirve para tomar nota. Habrá muchas jornadas como esta y será fundamental saber afrontarlas con serenidad y sentido común.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: